Innovación en diseño, la mezcla perfecta del Porsche 911

El 911 Cabriolet tiene mucho que ofrecer. Su carrocería incorpora más componentes innovadores de bajo peso que nunca.

 

Esta evolución constante en un diseño donde se mezclan materiales sintéticos, que consiste ahora en más aluminio, menos acero y nuevos materiales composite, reduce una vez más el peso de la carrocería en un 7 por ciento, aproximadamente, sin hacer concesiones en términos de estabilidad, rigidez y seguridad, que se mantienen al menos al mismo nivel ejemplar establecido por su antecesor.

 

Para lograr esto, los ingenieros de Porsche han seguido un enfoque diferente, al utilizar distintos materiales plásticos para crear un diseño híbrido en el pilar A que garantice un alto grado de protección a los ocupantes en caso de vuelco. Esta solución innovadora sustituye a los anteriores refuerzos de tubo hechos de acero de altísima resistencia.

 

El beneficio más grande es que el peso disminuye en 2.7 kilogramos y también que baja el centro de gravedad. Ambos efectos tienen un impacto directo en el excelente comportamiento dinámico de este deportivo.

 

El material composite está hecho de tres elementos: una lámina denominada Organo, almohadillas acanaladas fundidas a presión y una espuma estructural. Las láminas de Organo son productos prefabricados semiacabados y muy resistentes, hechos de plástico reforzado con fibra de vidrio.

 

Estas láminas se cortan y retocan como parte de un proceso con múltiples etapas para su uso en el 911 Cabriolet. En la misma fase del proceso se le pone al componente una almohadilla acanalada hecha de plástico fundido. En la parte final, se añade al componente híbrido una capa adicional de espuma estructural.

 

Esta capa se expande cuando queda expuesta al calor mientras se pinta, para asegurar así el refuerzo dentro de la sección transversal del pilar A. El propio pilar A está realizado con componentes de láminas metálicas de alta resistencia, como el acero al boro.

 

La clave en la evolución de ese diseño ligero de la nueva generación del 911, tanto en versión Coupé como Cabriolet, está en el aumento en la cantidad de aluminio usado. Aparte de los faldones delantero y trasero, la capa exterior de la carrocería ahora está hecha completamente de esta aleación ligera. El nuevo diseño de las puertas, hecho exclusivamente de planchas de aluminio, reduce el peso de la carrocería sin tener ningún impacto negativo sobre la calidad y la estabilidad.

 

El alto grado de conocimientos que tiene Porsche en materia de fabricación de herramientas se hace también patente en la parte lateral del Coupé, que está realizada con aluminio para bajar el peso total unos doce kilogramos. Esto supuso un desafío para desarrollar las herramientas y los procesos adecuados, ya que en comparación con la plancha de acero existe un riesgo bastante superior de rasgado al dibujar aleaciones ligeras.

 

Además de los aceros de alta resistencia, también se utilizaron más perfiles de aluminio extruido en la carrocería, como en piezas longitudinales delanteras y traseras, marcos interiores y exteriores de puertas y refuerzos para el suelo. Su uso se ha incrementado del 3% al 25%. Porsche también utiliza otras piezas de aluminio fundido en el nuevo 911, como por ejemplo, parte del soporte de los muelles de suspensión delanteros, la carcasa del túnel trasero, los largueros longitudinales traseros y los amortiguadores de impactos.

 

El beneficio de la fundición a presión es que incluso componentes complejos y geométricos pueden producirse como una sola pieza. Los refuerzos o las conexiones con tornillos ya no tienen que producirse y soldarse individualmente. Como resultado, el componente no solo se vuelve más ligero, sino que se ahorran pasos en la producción, que se hace más eficiente.

 

Hasta ahora, una desventaja de las piezas de aluminio fundido era el tratamiento térmico necesario después de la fundición a presión. Este paso era obligado para dar las propiedades deseadas a los componentes, que son cruciales, por ejemplo, para un buen rendimiento en caso de impacto. Por lo tanto, el tratamiento térmico representaba una fase individual y costosa, tanto por el tiempo empleado como por la energía consumida en el proceso de producción. En el nuevo 911, Porsche utiliza las temperaturas generadas durante los procesos de pintura para dar el tratamiento final de las piezas fundidas a presión.

 

Los materiales y los procesos de producción definen la tecnología de conexión ideal: soldadura, unión, remachado, conexiones de tornillo. En el ensamblaje de la carrocería del nuevo 911 intervienen no menos de diez métodos. Por ejemplo, una nueva característica es la soldadura por fricción con tornillos de cabeza hueca para unir componentes de aluminio y acero. En este proceso, el tornillo de acero se presiona a través del aluminio a una velocidad tan alta que la fricción hace que esos tornillos de cabeza hueca se fusionen con el componente de acero, creando una conexión particularmente fuerte.

 

La carrocería del nuevo 911 tiene una mezcla de múltiples materiales y supone el siguiente gran paso en el diseño ligero inteligente, un avance más en la estrategia de reducción de peso iniciada por su predecesor. Al mismo tiempo, el concepto de carrocería evolucionada también garantiza una mayor rigidez. Comparado con el modelo anterior, el 911 Coupé ofrece mejores valores de torsión y flexión. Como resultado, el 911 se mantiene firme sobre la carretera, incluso cuando se conduce con un estilo deportivo en tramos de diferentes superficies.

Porsche va sobre rieles en China

Porsche tradicionalmente ha confiado en los trenes para su logística en Europa. Sin embargo, a partir de este mes, el fabricante de autos deportivos también utilizará el transporte ferroviario para su logística transcontinental.

 

Este cambio significa que algunos vehículos viajarán hacia China a través de ‘Nueva Ruta de la Seda’, con lo cual los clientes recibirán sus autos hasta tres semanas más rápido que antes.

 

En 2018 las entregas en China representaron 31 por ciento del total mundial de Porsche, lo que mantiene al gigante asiático en el primer lugar por volumen de ventas del fabricante de autos deportivos. En la actualiad, alrededor de 80,000 vehículos Porsche viajan cada año por mar a Guangzhou, Shanghai o Tianjin, cubriendo una distancia de más de 10,000 millas náuticas, o alrededor de 18,500 kilómetros. El transporte marítimo desde la fábrica hasta los Porsche Center de China tarda unos 50 días.

 

De ahora en adelante, 11 por ciento de los Porsche nuevos serán transportados a través del recién inaugurado enlace ferroviario hacia suroriente de China. La ruta por tierra de Europa a China es llamada Iniciativa del Cinturón y Ruta de la Seda. La distancia en tren es de unos 11,00 kilómetros. El recorrido inicia en Alemania y atraviesa Polonia, Bielorrusia, Rusia y Kazajstán hasta llegar Chongqing, una metrópolis en el suroriente de China.

 

A partir de ahí, los nuevos vehículos serán entregados a los concesionarios regionales.

 

El transporte de los deportivos de Stuttgart por la ‘Nueva Ruta de la Seda’ comienza después de varias pruebas exitosas. “Nuestros clientes en el suroriente de China recibirán sus nuevos vehículos mucho más rápido”, dijo Oliver Bronder, vicepresidente de Logística y Control de Producción de Porsche. “La ruta ferroviaria de 20 días acorta el período requerido para la logística del vehículo hasta tres semanas, a pesar de los diferentes cambios de carrileras y las múltiples transferencias de contenedores”.

Año sólido para Porsche en la electromovilidad

Éxito en tiempos de transformación. Porsche AG ha conseguido nuevos récords en beneficio operativo, ingresos por ventas, entregas y número de empleados en el ejercicio fiscal 2018.

 

El beneficio operativo de la compañía creció alrededor de un 4 por ciento en comparación con el año anterior y alcanzó los 4,300 millones de euros, mientras que los ingresos por ventas aumentaron el 10 por ciento, hasta los 25,800 millones de euros. El margen sobre ventas fue del 16.6 por ciento.

 

“En el ejercicio fiscal 2018, nuestra atractiva gama de producto nos ha permitido, una vez más, incrementar significativamente las ventas. Porsche es sinónimo de motores de gasolina emocionales y de híbridos enchufables de altas prestaciones. En el futuro se nos conocerá también por los sistemas de propulsión 100 por ciento eléctricos”, comenta Oliver Blume, presidente del Consejo de Dirección de Porsche AG. Porsche invertirá unos 15,000 millones de euros en nuevos productos en el periodo que va hasta 2023.

 

El fabricante de vehículos deportivos está ampliando sistemáticamente su oferta en el campo de la electromovilidad. El Taycan, el primer deportivo 100 por ciento eléctrico de Porsche, se presentará en septiembre y su primer derivado, el Cross Turismo, lo hará a principios de la próxima década.

 

Además, la nueva generación del SUV compacto Macan tendrá también propulsión eléctrica, por lo que se convertirá en la segunda familia de modelos Porsche alimentada por baterías. En esta área, los esfuerzos de la compañía se basan en la proyección que hemos hecho hasta 2025, cuando la mitad de las ventas de modelos Porsche será de coches 100 por ciento eléctricos o de híbridos enchufables.

 

“Nuestra plantilla se habrá más que duplicado en solo siete años”, señala Blume, “y la electromovilidad es otra de las fuentes que va a impulsar los puestos de trabajo. Estamos creando 1,500 nuevos empleos específicos sólo para producir el Taycan. Nuestro primer deportivo 100 por ciento eléctrico anuncia el comienzo de una nueva era y le auguramos un gran éxito al Taycan. Dado que tenemos ya más de 20,000 personas verdaderamente interesadas en comprar uno, vamos a ajustar nuestra capacidad de producción al alza”.

 

Tasas de crecimiento de doble dígito para el Panamera, el Cayenne y el 911

“Hemos logrado nuevos récords de ingresos por ventas y de beneficio operativo en 2018. El aumento de beneficios procede, sobre todo, del crecimiento del volumen de ventas, de una mejora en el mix de producto y del desarrollo positivo en nuestras otras divisiones y campos de negocio”, comenta Lutz Meschke, vicepresidente del Consejo de Dirección de Porsche AG como responsable de Finanzas e IT.

 

Con un incremento del 38 por ciento, el Panamera ha conseguido el crecimiento más sólido en términos de ventas y suma un total de 38,443 unidades. Pero incluso el 911 crece a doble dígito, a pesar de que está en pleno cambio de generación del modelo: el número de coches entregados aumentó el 10 por ciento, hasta los 35,573 vehículos.

 

Las ventas del Cayenne subieron un 12 por ciento, lo que supone 71,458 coches vendidos. Por su parte, el Macan continuó siendo el modelo de más éxito en cuanto a volumen, pues se entregaron 86,031 unidades. El mercado chino también mantuvo su posición de liderato en 2018, con un crecimiento del 12 por ciento y unas ventas totales de 80,108 vehículos. Con un incremento del 3 por ciento y 57,202 coches entregados, Estados Unidos se vuelve a colocar en segunda posición.

 

“La transformación de la industria del automóvil está en pleno apogeo. Estamos muy comprometidos con la digitalización, la conectividad y los nuevos conceptos de movilidad”, explica Blume. Para reducir aún más las emisiones de carbono, Porsche también está poniendo el foco en los combustibles sintéticos producidos utilizando energías renovables. “Vemos un potencial importante en el área de los combustibles sintéticos, como un camino para que el funcionamiento de los vehículos con motores de combustión sea todavía más respetuoso con el medio ambiente, en particular en los modelos ya existentes”, dice Blume.

 

Se espera un crecimiento aún mayor para 2019

“El cambio al nuevo ciclo de pruebas WLTP y los filtros de partículas de gasolina, junto con nuestra eliminación de nuevos modelos propulsados por motores diésel, supone que los meses que tenemos por delante también serán un reto”, comenta Meschke, Director Financiero de la compañía. A pesar de ello, Porsche espera aumentar sus entregas en 2019, así como un ligero incremento en los ingresos por ventas. “Nuestros productos ponen los cimientos para un ejercicio fiscal exitoso.

 

En 2019, tendremos la nueva generación del 911 implantada en todos los mercados mundiales, habrá más versiones de los 718 y Cayenne y lanzaremos el Taycan”, añade Meschke. Y continúa diciendo que, a pesar de las altas inversiones en electrificación, en transformación digital y en la expansión y renovación de algunas plantas, la compañía quiere garantizar que continúa con su ambicioso objetivo de beneficios.

 

“A través del uso de medidas que mejoren la eficiencia y de la apertura de nuevas áreas rentables de negocio, queremos seguir logrando nuestro objetivo estratégico de alcanzar un margen operativo sobre las ventas del 15 por ciento,” resaltó Meschke.

Gana Porsche en el “Super Sebring”

Un fin de semana perfecto para Porsche: dos carreras y dos victorias en la legendaria pista de Sebring, en el centro de la Florida (Estados Unidos). Las buenas noticias comenzaron con la victoria en las 1.000 Millas de Sebring, prueba válida para el Campeonato Mundial de Resistencia (WEC) y continuaron con las 12 Horas de Sebring, competencia del Campeonato de la IMSA Weathertech SportsCar.

 

En las 1.000 Millas Porsche aumentó su ventaja en la categoría GT del Mundial de Resistencia con la victoria alcanzada por el italiano Gianmaria Bruni y el austriaco Richard Lietz, quienes se impusieron en la sexta fecha con el Porsche 911 RSR número 91. Sus compañeros del equipo oficial, el francés Kévin Estre y el danés Michael Christensen, ocuparon el quinto lugar al volante del deportivo de 510 caballos fabricado en Weissach. Al término de la sexta carrera de las ocho que componen esta temporada, el dúo del vehículo con el dorsal 92 mantuvo claramente su liderato en el certamen.

 

En la clasificación de Constructores, Porsche también amplió su margen al frente de la general. En la categoría GTE-Am, el equipo Dempsey Proton Racing consiguió su segundo triunfo consecutivo.

 

Las 1.000 Millas de Sebring, que transcurrieron a lo largo de ocho horas en el circuito de 6,02 kilómetros, se desarrollaron sin incidentes para Bruni y Lietz. Gracias a un pilotaje perfecto, a una buena táctica y al impecable trabajo de equipo, el Porsche 911 RSR número 91 se mantenía cómodo en el segundo puesto hasta que apareció la lluvia a 25 minutos del final e hizo necesario una parada adicional en pits.

 

En ese momento todos los integrantes del equipo Manthey-Racing oficial hicieron un trabajo fantástico y aseguraron que el auto conducido por Bruni y Lietz se pusiera en cabeza. Con ello, estos dos pilotos ascendieron a la segunda posición en la clasificación del Campeonato Mundial de Resistencia.

 

Sus compañeros de equipo y líderes del Mundial tuvieron una carrera con altibajos. Estre no pudo defender su pole position en la salida al colisionar con otro vehículo y quedar relegado al final del pelotón tras un stop and go de penalización. La dificultad para adelantar en esta pista completamente bacheada le impidió acercarse al grupo de cabeza. La lluvia de la fase final no cambió la situación.

 

En la categoría GTE-Am, la escudería Dempsey Proton Racing obtuvo una nueva victoria. El Joven Profesional de Porsche Matt Campbell (Australia), junto al piloto Júnior de la marca Julien Andlauer (Francia) y a Christian Ried (Alemania), fueron recompensados con el primer puesto por su conducción rápida y sin errores.

 

El equipo cliente Project 1, con el piloto de fábrica Jörg Bergmeister (Alemania), el estadounidense Patrick Lindsey y el noruego Egidio Perfetti, terminó en la tercera posición en Sebring y los tres siguen liderando la general de esta categoría. Gulf Racing, con el piloto Júnior de Porsche Thomas Preining (Austria) y los británicos Ben Barker y Michael Wainwright fue cuarto. El auto número 88, inscrito por Dempsey Proton Racing y conducido por el Joven Profesional de Porsche Matteo Cairoli (Italia) y sus compatriotas Giorgio y Gianluca Roda, concluyó la prueba en el séptimo lugar.

 

Victoria en las 12 Horas de Sebring

Porsche logró otra victoria en el fin de semana de carreras del ‘Super Sebring’. El británico Nick Tandy y sus compañeros de equipo franceses Patrick Pilet y Frédéric Makowiecki obtuvieron el primer lugar con el Porsche 911 RSR en las 12 Horas de Sebring, prueba válida del Campeonato de la IMSA Weathertech SportsCar.

 

Con este éxito, el trío en el auto marcado con el número 911 no solo repitió su victoria del año pasado, sino que también completó un fin de semana extremadamente exitoso para Porsche. El coche gemelo con el número 912 conducido por el neozelandés Earl Bamber, el belga Laurens Vanthoor y el francés Mathieu Jaminet terminó la emocionante clásica de larga distancia en los Estados Unidos en quinto lugar.

 

Al principio de la carrera, la falta de agarre a causa la lluvia intensa hizo que ambos Porsche 911 RSR se salieran de la pista. A medida que mejoraron las condiciones climáticas hacia la mitad de la carrera, el experimentado equipo de Porsche GT utilizó toda la potencia del auto. Gracias a las excelentes tácticas, la conducción de primera clase y el impecable trabajo en equipo, el auto número 911 se abrió camino hacia la punta.

 

En un emocionante final, Nick Tandy contuvo todos los ataques y cruzó la línea de meta después de 12 horas con una ventaja de un segundo y 951 centésimas. Tandy, Pilet y Makowiecki son el primer trío de pilotos en ganar la carrera de la IMSA en Sebring dos veces seguidas. Gracias a su victoria, el equipo del auto número 911 ahora ocupa el primer lugar en la clasificación general. La alineación del número 912 perdió dos vueltas en la fase inicial de la carrera.

 

Dando lo mejor de ellos, los pilotos que subieron al podio en Daytona en enero recuperaron terreno y lograron llegar en quinto lugar en Sebring.

 

En la clase GTD, el Porsche 911 GT3 R alineado por el equipo de clientes Pfaff Motorsports mantuvo el liderazgo de la carrera durante casi seis horas. Sin embargo, el buen desempeño del piloto de desarrollo de Porsche Lars Kern (Alemania) y sus compañeros de equipo canadienses Scott Hargrove y Zacharie Robichon se vio opacado porque un sensor defectuoso del GT3 de 500 caballo de potencia los obligó a entrar a los pits para cambiarlo. Al final de la prueba alcanzaron el décimo lugar.

 

En el auto gemelo del equipo Park Place Motorsports, el piloto de la fábrica de Porsche Patrick Long (EE.UU.) y sus compatriotas Nicholas Boulle y Patrick Lindsey vieron la bandera a cuadros en sexto lugar.

 

Resultados de las 1.000 Millas de Sebring – Prueba del Campeonato Mundial de Resistencia (WEC)
Categoría GTLM


1. Pilet/Tandy/Makowiecki (FR/GB/FR), Porsche 911 RSR, 330 vueltas

2. Hand/Müller/Bourdais (US/DE/FR), Ford GT, 330 vueltas
3. Garcia/Magnussen/Rockenfeller (ES/DK/DE), Corvette C7.R, 330 vueltas
5. Bamber/Vanthoor/Jaminet (NZ/BE/FR), Porsche 911 RSR, 330 vueltas

Categoría GTD
1. Ineichen/Bortolotti/Breukers (CH/IT/NL), Lamborghini Huracan GT3, 320 vueltas
2. Potter/Lally/Pumpelly (US/US/US), Lamborghini Huracan GT3, 320 vueltas
3. MacNeil/Vilander/Westphal (US/FI/US), Ferrari 488 GT3, 320 vueltas
6. Long/Lindsey/Boulle (US/US/US), Porsche 911 GT3 R, 320 vueltas
10. Kern/Robichon/Hargrove (DE/CA/CA), Porsche 911 GT3 R, 318 vueltas

 

La séptima de las ocho fechas del Campeonato Mundial de Resistencia será disputada el próximo 2 de mayo en Spa-Francorchamps (Bélgica).

 

Resultados 12 Horas de Sebring – Prueba del Campeonato de la IMSA Weathertech SportsCar
Categoría GTE-Pro


1. Lietz/Bruni (AT/IT), Porsche 911 RSR, 226 vueltas

2. Tomczyk/Catsburg/Sims (DE/NL/GB), BMW M8 GTE, 226 vueltas
3. Priaulx/Tincknell/Bomarito (GB/GB/US), Ford GT, 225 vueltas
5. Christensen/Estre (DK/FR), Porsche 911 RSR, 225 vueltas

Categoría GTE-Am
1. Ried/Andlauer/Campbell (DE/FR/AU), Porsche 911 RSR, 221 vueltas

2. Flohr/Castellacci/Fisichella (CH/IT/IT), Ferrari 488 GTE, 221 vueltas
3. Bergmeister/Lindsey/Perfetti (DE/US/NO), Porsche 911 RSR, 221 vueltas
4. Wainwright/Barker/Preining (GB/GB/AT), Porsche 911 RSR, 221 vueltas
7. Roda/Roda/Cairoli (IT/IT/IT), Porsche 911 RSR, 219 vueltas

 

La tercera fecha del IMSA Weathertech SportsCar Championship será disputada el 13 de abril en Long Beach (EE.UU.).

Porsche celebra los 50 años del 917

Porsche celebró su 50º aniversario con su nuevo automóvil: el Porsche 917.

 

El coche de competencia más famoso de todos los tiempos hizo su debut en el Salón del Automóvil de Ginebra el 12 de marzo de 1969, y el Museo Porsche quiere conmemorar el cumpleaños restaurando el primer 917 que se construyó, para dejarlo tal y como era en sus orígenes, cuando fue desvelado hace medio siglo.

 

El 917-001 experimentó varios cambios con el paso del tiempo. “Nuestro enfoque para la gestión de los coches clásicos ha cambiado considerablemente a lo largo de los últimos diez años”, explica Achim Stejskal, director del Museo Porsche. Cuando se restauran vehículos de la colección histórica de la compañía, el museo da gran importancia a mantener el material original y tiene muy en cuenta la relevante historia de lo que expone.

 

La historia del 917-001 como vehículo de pruebas y exposición

El 917-001 marcó el principio de una incomparable carrera deportiva para este modelo. El 917-001 Grupo 4, diseñado para dominar las 24 Horas de Le Mans y ganar el Campeonato del Mundo de Marcas, fue el primero de los 25 vehículos que tuvieron que fabricarse para cumplir con los requisitos de homologación. El ingeniero jefe del proyecto era Hans Mezger, responsable no sólo del motor doce cilindros sino también del vehículo completo.

 

El 917-001 se presentó por primera vez en Ginebra, en marzo de 1969, con la carrocería en blanco y la sección frontal verde. Luego, en el Salón del Automóvil de Frankfurt de ese mismo año, tuvo un aspecto nuevo al ser repintado en blanco y naranja. Cuando, más adelante, Porsche anunció la transferencia de sus actividades de competencia al equipo J.W. Automotive Engineering, liderado por Briton John Wyer, el 917-001 fue utilizado de nuevo como coche de exposición y redecorado con los colores azul claro y naranja de la compañía petrolífera estadounidense que lo iba a patrocinar, Gulf.

 

Después de arrasar en las 24 Horas de Le Mans de 1970, en septiembre de ese mismo año Hans Herrmann y Richard Attwood reconvirtieron el 917-001 a una versión de cola corta idéntica a la utilizada en la carrera. Y cuando se le entregó a Porsche Salzburgo en octubre, estaba incluso con los colores y el dorsal 23 del coche que había ganado Le Mans.

 

Restauración del 917-001 a su condición original de 1969

Durante más de un año, mecánicos del museo, antiguos técnicos e ingenieros de Zuffenhausen y Weissach, así como personal del Archivo Histórico y de empresas asociadas, han trabajado en la restauración del 917 para devolverlo a su estado original. El proyecto fue un gran reto desde el instante inicial debido a las múltiples transformaciones que el coche ha experimentado durante este tiempo como vehículo de pruebas y de exposiciones. La principal prioridad ha sido la conservación y reutilización de los materiales originales del coche, siempre que fuera posible y técnicamente realizable.

 

Durante la restauración se hicieron pruebas para determinar qué materiales de la carrocería eran originales y podían ser reutilizados. Para ello, se analizaban las piezas y se comparaban con dibujos y fotografías de diseños históricos. Después de ese proceso, algunas zonas del frontal y de la parte trasera se reprodujeron fielmente usando una tecnología 3D vanguardista. También la zona posterior del bastidor de aluminio se restauró con la ayuda de documentos originales. Al cumplirse 50 años exactos, el 917-001 será presentado en el Museo Porsche restaurado en el estado original que tenía en 1969.

 

Dominio sin precedentes en competición y creador de tendencia para la tecnología turbo

El 917 tiene una historia de éxitos legendaria. En su primer año logró la victoria absoluta en los 1, 000 Kilómetros de Zeltweg, Austria, en 1969. En 1970, Hans Herrmann y Richard Attwood consiguieron el deseado triunfo en la general de las 24 Horas de Le Mans, el mayor éxito de Porsche en competición hasta esa fecha y que repitieron Helmut Marko y Gijs van Lennep en 1971. Tras la evolución del 917 con las versiones 917/10 y 917/30 turbo de más de 1,000 caballos de potencia, George Follmer y Mark Donohue dominaron el certamen norteamericano CanAm en 1972 y 1973, respectivamente.

 

Estos modelos de Porsche también fueron imbatibles en el campeonato homólogo europeo, la Interserie. Una variante modificada de la tecnología turbo fue utilizada un poco más tarde en un vehículo Porsche de serie, el 911 Turbo, que nació en 1974.

 

Exposición especial en el Museo Porsche

Del 14 de mayo al 15 de septiembre de 2019, el Museo Porsche conmemorará el 50º aniversario del 917 con una amplia exposición especial titulada “Los Colores de la Velocidad: 50 Años del 917” (“Colours of Speed – 50 Years of the 917”). Se exhibirán un total de 14 vehículos, de los cuales habrá diez 917 que suman entre ellos una potencia de 7.795 caballos.

 

El Museo Porsche presentará por primera vez al público un estudio de diseño del 917, como homenaje a la primera victoria conseguida en 1970 en Le Mans. El coche rojo y blanco de exposición fue creado por un pequeño grupo de diseñadores e ingenieros, aunque con la entrada de Porsche en la categoría LMP1 del Campeonato del Mundo de Resistencia FIA (WEC) el modelo no pasó de ser un simple estudio conceptual. Una selección de carteles y pequeños detalles técnicos completarán esta exhibición especial, que contará con el número más alto de caballos de potencia que haya habido antes en un evento.

 

Para celebrar el aniversario, la tienda del museo ofrecerá también una selección de productos del 917 para su venta, entre ellos un delantal inspirado en el 917/20 apodado “Pink Pig” (Cerdo Rosa). Además, Edition Porsche Museum, la editorial del museo, lanzará un libro conmemorativo del aniversario del 917.

La nueva generación del Porsche será eléctrica

Porsche lleva la movilidad eléctrica a su sitio en Sajonia: el Consejo de Supervisión de Porsche AG ha decidido fabricar la próxima generación del Macan como una serie totalmente eléctrica. Este será el primer SUV compacto totalmente eléctrico de Porsche, y se espera que salga de la línea de ensamblaje a comienzos de la próxima década.

 

La decisión de fabricar la próxima generación de Macan en el sitio de Leipzig de la compañía se tomó a principios de julio del año pasado. Hacer esta inversión en electromovilidad en el sitio de Leipzig crea la oportunidad de producir vehículos completamente eléctricos en la línea de producción existente en el futuro.

 

La próxima generación del Macan dispara la pistola de arranque para la electrificación. Al igual que el Taycan, este SUV compacto cuenta con tecnología de 800 voltios y se basa en la arquitectura Porsche PPE (Premium Platform Electric) desarrollada en colaboración con Audi AG, lo que destaca la viabilidad futura del sitio y mejora aún más su flexibilidad y eficiencia.

 

Porsche Leipzig GmbH inició la producción en serie del Cayenne SUV en 2002, con 259 empleados. Desde entonces, el sitio se ha desarrollado continuamente para convertirse en una de las instalaciones de producción más avanzadas y sostenibles en la industria automotriz.

 

El modelo Macan significó una revolución en 2011, y es una verdadera historia de éxito: cuando se lanzó, la planta de Leipzig se expandió a una “planta completa”, que incluía su propio taller de carrocería y taller de pintura. Cuando la fábrica comenzó a operar en febrero de 2014, se planearon 40,000 unidades por año del SUV compacto; Hoy produce más de 90,000 unidades anuales para los mercados globales.

 

Lo que actualmente es la etapa final de expansión se puso en funcionamiento hace dos años, lo que posibilitó que la serie Panamera ahora también se fabrique en su totalidad en Leipzig, y que el número de empleados llegue a la cifra actual de más de 4,000. Desde la ceremonia de inauguración en febrero de 2000, Porsche ha invertido más de 1.300 millones de euros en desarrollo en Leipzig.

El nuevo Macan llega a México

Porsche presentó hoy el nuevo Macan en México. El auto deportivo del segmento de los SUV compactos ha tenido un gran éxito desde su lanzamiento en 2014 y, ahora, recibe importantes mejoras en diseño, confort y cualidades dinámicas, que le permiten seguir siendo la referencia deportiva en su segmento.

 

El nuevo Macan permanece fiel al ADN Porsche en cuanto a diseño, con una franja trasera de luz LED tridimensional. La tecnología LED también está presente a los faros que incorpora de serie. Entre las innovaciones más destacadas en el interior del vehículo están la pantalla táctil de alta definición de 10.9 pulgadas del nuevo Porsche Communication Management (PCM), las salidas de ventilación rediseñadas y reposicionadas y el volante deportivo GT que proviene del 911.

“La del Macan también ha sido una historia de éxito en nuestro país; hasta la fecha más de 1,250 clientes han podido comprobar las inigualables prestaciones de este deportivo de cuatro puertas”, dijo Carlos Henry, Director de Porsche de México.

 

“Estamos convencidos de que ese número crecerá exponencialmente con esta nueva generación que hoy les presentamos acá en el Porsche Center Polanco. Inicialmente, este deportivo llega a México con un eficiente motor V6 de gasolina turboalimentado de tres litros que entrega 354 caballos de potencia y 480 Nm de par. El turbo va montado en disposición central, entre las bancadas de cilindros que forman la V. Eso supone un recorrido más corto de los gases de escape entre las cámaras de combustión y el turbo, lo que garantiza una respuesta extraordinaria e inmediata.

 

El evolucionado desarrollo de la geometría de la cámara de combustión, con un inyector central, consigue una preparación de la mezcla de combustible muy eficiente. Esto ayuda a incrementar la potencia por litro de 113 a 118 caballos, al tiempo que disminuyen las emisiones de gases.Con el opcional paquete Sport Chrono y la caja de cambios PDK de doble embrague y siete marchas, el Macan S pasa de 0 a 100 km/h en 5.1 segundos y alcanza una velocidad máxima de 245 km/h.

 

Nueva puesta a punto del chasis para mejorar el equilibrio

 

El dinamismo del Macan sigue siendo su característica principal. El chasis fue mejorado para aumentar el confort y hacer que el auto sea aún más divertido de conducir. Algo inusual en el segmento SUV, pero sí muy Porsche: el Macan se caracteriza por el uso de llantas de diferente anchura para los ejes delantero y trasero. Como en los deportivos de dos puertas de Porsche, esta configuración permite al conductor sacar el máximo provecho del sistema de tracción integral inteligente Porsche Traction Management (PTM). Los neumáticos de nuevo desarrollo y con prestaciones superiores consiguen un mejor comportamiento dinámico del balanceo, lo que aumenta el placer de conducción, mientras que los renovados rines van desde los de serie de 18 pulgadas hasta los opcionales de 21 pulgadas.

 

Frenos mejorados, con un punto de presión más preciso

 

Los frenos fueron trabajados a fondo, algo que notará el conductor, sobre todo, en el tacto del pedal. Dicho pedal pesa unos 300 gramos menos que el anterior de acero y actúa sobre la bomba de freno de un modo más directo. Con ello, la respuesta es más inmediata y, además, el conductor puede sentir con mucha precisión el punto de presión. El enfoque aún más deportivo del nuevo Macan S puede ser apreciado en unos frenos delanteros mayores, con discos que incrementaron su diámetro en 10 milímetros para llegar a los 360 mm. El grosor aumentó dos milímetros y quedó en 36 mm. Las nuevas pastillas no tienen cobre. El Macan S también puede ir equipado con el sistema de frenos cerámicos opcional Porsche Ceramic Composite Brake (PCCB).

 

Un diseño más aerodinámico, con luces LED y nuevos colores

 

Gracias a los cambios en el exterior, el nuevo Macan tiene un aspecto aún más deportivo y moderno. Varios detalles reflejan el ADN del icónico 911 y del 918 Spyder. En especial, el apartado de iluminación juega un papel clave: el nuevo Macan está equipado con faros que llevan tecnología LED de serie. La gran calidad de este sistema de iluminación, que lleva un módulo con diseño tridimensional puede ser optimizado con el Porsche Dynamic Light System Plus (PDLS), que adapta automáticamente la distribución del haz de luz.

 

El frontal del Macan ha sido meticulosamente remodelado, lo que hace que parezca más ancho, mientras que los retoques de la parte posterior mantienen el elegante diseño de su antecesor. En esa parte trasera, la franja de luces LED tridimensional en tres partes representa otro elemento estilístico típico de Porsche.

Porsche restaura un súperdeportivo Carrera GT

Con un motor 10 cilindros en V y 612 caballos de potencia derivado de un tren motriz de Fórmula 1, un diseño premium y, no menos importante, el incomparable placer de conducción que ofrece, el Porsche Carrera GT sigue siendo un hito en el mundo de los súperautos deportivos, aún después de haber transcurrido 15 años desde su lanzamiento. Un coleccionista en Estados Unidos encargó a Porsche Classic restaurar a fondo uno de los vehículos que hace parte de su colección privada. Ahora los especialistas de Porsche presentan orgullosamente el resultado.

 

Fue realmente un proyecto espectacular. El dueño quería una reconstrucción completa y personalizada del vehículo, con la calidad de fabricación que solo Porsche puede ofrecer. El proceso implicó que el auto fuera desarmado por completo en partes individuales para que los especialistas pudieran revisar exhaustivamente cada componente y restaurar o reemplazar los que fueran necesarios.

 

Extraordinaria pintura en Verde Roble Metalizado

Todos los componentes del motor, la transmisión y el chasís fueron reacondicionados completamente, e igualmente el Carrera GT recibió también un acabado completo. Trabajando con Porsche Classic, el propietario eligió la pintura Oak Green Metallic (Verde Roble Metalizado), un color que apareció por primera vez en la década de los 70, pero que nunca estuvo disponible para el Carrera GT.

Como complemento, los rines de cinco radios de magnesio fueron diseñados de manera especial, inspirándose en las legendarias ruedas deportivas de BBS, que tenían unos rayos pintados en dorado y un anillo de borde pulido. Sin embargo, los expertos en materiales del centro de investigación y desarrollo de Porsche en Weissach descubrieron que el pulido del rin alteraría estructuralmente el material de tal manera que potencialmente se debilitaría de forma peligrosa, por lo que fue necesario un proceso de ingeniería alternativo para crear el deseado borde metálico brillante.

 

Un anillo de plata cubierto con plata

La solución al desafío estaba en utilizar plata, un metal precioso. En un procedimiento innovador que nunca antes había sido utilizado en la producción de vehículos en serie, los especialistas aplicaron una capa plateada para crear un acabado de superficie visualmente similar al cromo.

 

Sin embargo, esta capa de plata brillante requiere un recubrimiento de protección, pues la plata es el segundo metal, después del hierro, que se oxida con mayor facilidad: la oxidación prolongada del hierro se convierte en herrumbre, mientras que cuando la plata es expuesta al oxígeno atmosférico y al agua acumula una capa negra en su superficie. Por esta razón, el anillo del borde necesitaba una protección de laca transparente, al tiempo que los radios fueron pintaron de oro para lograr una combinación única. Como contraste técnico, el centro de la rueda quedó en azul y plateado, para albergar el emblema de Porsche en color.

 

El dorado de los radios del rin también está presente en otras partes del auto, por ejemplo, en las letras Porsche de las pinzas de freno, en el compartimiento del motor, en las carcasas de admisión e incluso en el interior, exactamente en la parte superior del volante, el cual está adornado con una sola franja dorada flanqueada en ambos lados por otra franja de Verde Roble, en un toque discreto y personal.

 

Laboriosa reparación de todas las piezas de fibra de carbono

Incluso en esta etapa, el trabajo en este Carrera GT especial estaba lejos de terminarse. “Debido a que el revestimiento de las piezas antiguas de fibra de carbono tiende a ponerse amarillo y se desvanece, invertimos 350 horas lijando y recubriendo manualmente todos los componentes de fibra de carbono, incluido el monocasco”, dijo Uwe Makrutzki, Gerente de Porsche Classic Factory Restorations, en Stuttgart.

 

El vehículo ya está listo para ser entregado, y por invitación de Porsche Cars North America, Porsche Classic lo presentó por primera vez en el Porsche Experience Center en Atlanta, a un selecto grupo de 100 invitados, incluido el propietario del automóvil.

 

Porsche Classic también organizó un simposio para coincidir con el certamen, moderado por el periodista especializado Pete Stout, y además contó con Alexander Fabig, Director del Centro de Clientes; Uwe Makrutzki, Gerente de Porsche Classic Workshop Restoration; el piloto de carreras David Donohue, y el diseñador de Porsche Tony Hatter, quienes estuvieron disponibles para hablar sobre el proyecto y responder las preguntas de los asistentes.

Porsche recrea su primer deportivo, el 356 ‘No. 1’ Roadster

Porsche quiso rendir homenaje a su primer deportivo (el 356 ‘No. 1’ Roadster) con un Show Car que recrea la silueta original del vehículo.

Hace casi exactamente 70 años, el 8 de junio de 1948, el 356 ‘No. 1’ Roadster recibió el permiso de circulación y desde entonces siempre usó trajes a medida. Si bien el atuendo no le duró demasiado, pues durante los años sucesivos el Roadster no solo pasaría por muchas manos, sino que también sería abollado y reparado, modernizado y remodelado. El traje fue rehecho una y otra vez, pero su identidad se mantuvo intacta.

P18_0394_a5_rgb

No fue posible recuperar la originalidad perdida del primer modelo, pero sí se puede hacer una réplica del traje, respetando al máximo el original y usando los mismos materiales y la misma técnica. Los expertos del Museo Porsche midieron el original con un escáner 3D, para después cotejarlo por computador con los dibujos escaneados de 1948. Poco a poco, los expertos fueron aproximando la silueta al original. Los trabajadores del archivo consultaron todas las fotografías originales disponibles, estudiaron los registros y analizaron los diarios. Por fin, a partir de un bloque de espuma dura, una fresadora dirigida por computador dio a luz a un modelo de tamaño real.

Pero también en este caso, al colocarlo junto a los originales de 1948, saltaron a la vista marcadas diferencias. En el original, la carrocería se iba estrechando hacia la zaga. Y la punta de la parte frontal era más pronunciada. El portón trasero del original, que era de una sola pieza y estaba acoplado por detrás, se extendía desde el habitáculo de pasajeros hasta justo encima del parachoques trasero. Más adelante, en el vehículo original ese portón sería sustituido por una construcción de dos piezas con una chapa transversal sobre el motor y un capó más corto sobre el maletero posterior.

Las chapas fueron dobladas, estiradas y moldeadas con herramientas manuales, tal como fue hecho en 1948. Para recrear la pintura original se tuvieron que tomar muestras de la pintura de debajo del tablero de mandos del deportivo original, que había sido repintado varias veces. La barra que sujeta el volante está flanqueada por palancas de mando de la época con indicadores esféricos minuciosamente adaptados al original. Incluso el anudado de las alfombrillas corresponde con el de hace 70 años. Lo único que la réplica no puede hacer es circular ni un solo metro, pues no ha sido previsto un motor en el marco de rejilla, y el eje trasero está formado por un simple tubo. El eje delantero, incluyendo dirección y volante, proviene, como en el original, de un Escarabajo de Volkswagen.

P18_0402_a5_rgb

La creación de esta réplica duró ocho meses y se encuentra listo para realizar su gira mundial. Estos son algunos de los lugares en los que se le podrá ver:

• 8 de junio: Alemania, Stuttgart-Zuffenhausen, Museo Porsche, gala inaugural.
• Del 12 al 15 de julio: Gran Bretaña, Goodwood, Festival de la Velocidad.
• 8 y 9 de septiembre: Canadá, Vancouver, Luxury & Supercar Weekend.
• Del 27 al 30 de septiembre: Estados Unidos, Laguna Seca, Porsche Rennsport Reunion.

P18_0372_a5_rgb

Han pasado 70 años desde que Porsche lanzó su primer deportivo

El próximo 8 de junio se celebra el ‘Día Mundial del Auto Deportivo’ y coincide con el 70 aniversario del primer deportivo de Porsche.

Y para celebrarlo, a continuación presentamos los sucesos más importantes de Porsche en la primera década de su historia en el mundo de los autos deportivos:

1948
En el segundo trimestre de 1948 están listos los bocetos con el número de diseño 356.00.105. De esta manera es creado el primer automóvil deportivo que lleva el nombre Porsche. El 8 de junio, el prototipo del Porsche 356 con chasis número 356-001 está listo para salir a las calles y, el gobierno del estado de Carintia (sur de Austria) da su bendición oficial. El ‘Roadster Gmünd’ es un auto que cuenta con un motor central proveniente de VW, pero con una potencia superior que llega a 35 caballos, pesa 585 kilos y alcanza una velocidad máxima de 135 kilómetros por hora.

Desde el primer instante, el fabricante de autos deportivos Porsche utiliza el automovilismo de competición como campo de pruebas para los nuevos tipos de vehículos. Con Herbert Kaes al volante, el Porsche 356 ‘No. 1’ completa una breve vuelta de demostración en la carrera callejera de la ciudad de Innsbruck el 11 de julio.

En septiembre, Ferry Porsche negocia un contrato con Heinrich Nordhoff, director gerente y más tarde director general de Volkswagenwerk GmbH en Bad Reichenhall (Alemania). Las plantas de Volkswagen habían sido asumidas previamente por el gobierno militar británico en junio de 1945 y habían comenzado la producción automotriz bajo la dirección del mayor Ivan Hirst. Además de pagar una tarifa de licencia futura de cinco marcos alemanes por cada VW Beetle terminado, Volkswagen acuerda suministrar componentes para los autos deportivos Porsche y también abre la red de distribución y servicio de VW a Porsche. A cambio, los ingenieros de Porsche actúan como consultores del departamento de Investigación y Desarrollo en Wolfsburg (Alemania). Esta colaboración con Volkswagenwerk GmbH da como resultado la puesta a punto de una amplia gama de detalles en el VW Beetle, de los cuales fueron fabricados un millón de unidades hasta 1955. En 1949, la administración fiduciaria de Volkswagenwerk GmbH fue transferida a la República Federal de Alemania y al Estado Federado de Baja Sajonia.

1949
En febrero de 1949 fue finalizado el primer 356 Cabriolet, con una superestructura construida por el fabricante de carrocerías suizo Beutler. Porsche presenta este auto junto con el primer 356 Coupé en el Salón de Ginebra el 17 de marzo.

El 26 de noviembre de 1949 fue fundada Porsche Konstruktionen GmbH, con sede en Stuttgart (Alemania). Ferry Porsche y el Prof. Dr. Albert Prinzing, su amigo de la escuela, son nombrados directores generales. Poco tiempo después, Porsche GmbH alquila un taller de 600 metros cuadrados de Karosseriewerke Reutter & Co. GmbH en Stuttgart-Zuffenhausen y comienza a prepararse para la producción del 356. A cambio, el carrocero Reutter gana un contrato para fabricar 500 carrocerías de acero.

1950
A partir de marzo, los primeros autos deportivos Porsche son producidos en Stuttgart-Zuffenhausen y son puestos a la venta a un precio de 10,200 marcos alemanes (para el Coupé). Walter Glöckler, de Frankfurt, se convierte en el primer distribuidor alemán de Porsche.

En el Salón del Automóvil de París, en octubre, el periodista suizo Max Troesch organiza una reunión que sería fundamental entre el Profesor Ferdinand Porsche y el importador estadounidense de automóviles Maximilian E. Hoffman. Por ser representante de varias marcas automotrices europeas, Hoffman opera su propia red de concesionarios en la costa este de Estados Unidos, y presenta el Porsche 356 en Nueva York antes de fin de año.

1951
El 30 de enero de 1951 muere el Prof. Dr. h.c. Ferdinand Porsche, ingeniero automotriz y fundador de la empresa que lleva su nombre. Tenía 75 años cuando fue enterrado en la capilla funeraria de una propiedad familiar ubicada en el estado de Schüttgut, en Zell am See (Austria).

Las competencias automovilísticas desempeñan un papel cada vez más importante para la joven empresa fabricante de autos Porsche. Después de la victoria de Otto Mathé en el Rally Alpino Internacional de 1949, Porsche atrae la atención mundial con una victoria de clase en las 24 Horas de Le Mans en junio. Conduciendo un Porsche 356 SL Coupé con carrocería de aluminio, el importador francés de Porsche y agente general Auguste Veuillet, junto con Edmond Mouche, ganan la categoría de hasta 1.1 litros. Una victoria de la clase de la pareja de pilotos Paul von Guilleaume y Graf von der Mühle en el rally de larga distancia Liège-Rome-Liège también se ganó el reconocimiento general.

1952
A comienzos de 1952 fue publicada por primera vez la revista Christophorus, exclusiva para clientes Porsche, la llamada ‘Revista para los amigos de la casa de Porsche’. El famoso periodista y conductor de carreras Richard von Frankenberg era su editor en jefe. Erich Strenger, diseñador gráfico con sede en Stuttgart, es responsable del diseño artístico.

El Porsche 356 demuestra su fiabilidad en numerosas carreras automovilísticas y gana el Campeonato Alemán de Autos Deportivos. Un Glöckler Porsche logra la victoria en su primera aparición en la International Eifel Race (disputada en Nürburgring), y la pareja de pilotos Veuillet/Mouche estableció un nuevo récord de clase en las 24 Horas de Le Mans. Porsche también domina el rally de larga distancia Liège-Rome-Liège, con cinco autos 356 entre los primeros 10 finalistas.

En noviembre la producción automotriz comienza en el nuevo taller principal de la Planta 2, ubicado cerca de las instalaciones de Reutter. La administración de la compañía se muda a este lugar a fines de 1952, junto con los departamentos de diseño y ventas. El arquitecto del taller de la fábrica fue Rolf Gutbrod, quien dirigía su propia empresa con sede en Stuttgart desde 1946 y más tarde obtendría el reconocimiento mundial.

1953
En el Salón del automóvil de París de 1953, y tras exitosas pruebas de banco, son presentados los motores de cuatro árboles de levas diseñados por el ingeniero de Porsche Ernst Fuhrmann (modelo 547). El ‘Motor Fuhrmann’ fue instalado no sólo en el Porsche 550 (un auto de carreras), sino también en las posteriores versiones Carrera del 356.

Además de desarrollar varios tipos de autos deportivos, los diseñadores de Porsche cumplen con pedidos de otras empresas. En el cuarto trimestre de 1953, por ejemplo, a Heinrich Nordhoff, Director General de Volkswagen, le presentan el prototipo VW conocido como el 534, con un diseño autoportante y distancia entre ejes acortada. En diciembre, comienza el desarrollo del ‘Jagdwagen’ 597, un vehículo anfibio de tracción total, diseñado en respuesta a un llamado a licitación por parte de las Fuerzas Armadas Federales Alemanas. Sin embargo, por razones relacionadas con la política del mercado laboral, el contrato gubernamental fue adjudicado al fabricante de automóviles y motocicletas DKW.

1954
El logotipo de Porsche ha adornado el capó de todos los vehículos de la marca desde 1954. Fue diseñado en 1952 por Ferry Porsche y Franz Xaver Reimspiess. Usando una idea propuesta por comerciantes y clientes extranjeros, combinaron el logotipo de Porsche (en existencia desde 1951) con el famoso caballo ‘Stuttgarter Rössle’ y el escudo de armas de Württemberg.

Porsche KG cuenta con casi 500 empleados y produce 1.853 vehículos en 1954. A partir de septiembre la producción incluye 15 autos deportivos del tipo ‘356 Speedster’, una versión ligera que ha sido especialmente diseñada para el mercado estadounidense y que goza de gran éxito comercial allí, con un precio base de alrededor de 3.000 dólares.

1955
En el Salón Internacional del Automóvil de Frankfurt en septiembre de 1955 fue presentado el Porsche 356 A, el cual tiene un motor de la nueva línea de 1.6 litros. El exterior de la técnicamente mejorada serie A es notable por su parabrisas panorámico curvado. El modelo superior de la serie es el Porsche 356 A 1500 GS Carrera, con un motor de carreras que entrega 100 caballos de potencia.

Las exportaciones desempeñan un papel cada vez más importante para Porsche KG. En 1955 fueron vendidos 1.514 de sus autos deportivos en Estados Unidos, lo que representa casi la mitad de su producción anual. Cada vez más insatisfecho con el nivel de servicio al cliente provisto por Hoffman Motor Car Company, Porsche finalmente decide enviar a Estados Unidos a uno de sus propios empleados, Otto Erich Filius, quien en octubre de 1955 establece la primera oficina estadounidense de la compañía en Nueva York y construye una red de distribuidores independientes: la ‘Porsche of America Corporation’ (POAC).

1956
El primero de enero de 1956 fue fundada Porsche-Diesel-Motorenbau GmbH Friedrichshafen a.B., la empresa que forma parte del Grupo Mannesmann tiene sede en Friedrichshafen (ciudad en la orilla norte del lago Constanza, en Alemania). En virtud de un acuerdo negociado por el Prof. Dr. Albert Prinzing, el capital social del Grupo Allgaier es asumido por Mannesmann AG y transferido a la compañía recién fundada. En el cuarto trimestre del mismo año, la producción de tractores y motores estacionarios se reanuda en el distrito de Manzell, en Friedrichshafen, bajo la nueva marca Porsche-Diesel.

El 10 de junio de 1956, a bordo de un Porsche 550 A Spyder, Umberto Maglioli se adjudica el primer lugar absoluto de la Targa Florio. Porsche gana de nuevo elogios en todo el mundo, ya que esta es la primera vez que un conductor de una categoría de vehículos pequeños (menos de 2.000 cc) supera a los autos mucho más potentes de Ferrari y Maserati.

Tan solo ocho años después del Porsche Typ 356 ‘No. 1’ Roadster fue producido el Porsche 356 No. 10,000.

1957
En la pista de alta velocidad de Monza (Italia), Rolf Goetze, Paul Ernst Strähle y Richard von Frankenberg establecieron tres récords mundiales en un Porsche 356 A Carrera Speedster: 1.000 millas, 2.000 kilómetros y 12 horas.

En mayo de 1957 Umberto Maglioli, a bordo de un Porsche 550 A Spyder se une a la parrilla de la última Mille Miglia. Obtiene la victoria en su categoría y el quinto puesto en la clasificación general. En la categoría GT de hasta 1.600 cc, Paul Ernst Strähle y Herbert Linge se quedan con la victoria con el Porsche 356 A Carrera GT de Strähle.